Tendencia

Tener un sentido de vida da mayor sensación de felicidad: terapeuta

• Bookmarks: 18


Fernando Quijas

ZACATECAS, ZAC.- “Para mí, la felicidad es sentir ese orgullo por alguien. Supongamos que mi mamá ganó un premio, yo sentiría mucha felicidad por ella ya que hizo muchas cosas para lograr eso”, platica Nicole cuando se le pregunta qué es lo que la hace sentir feliz.

Desde el 2013, la ONU instauró el 20 de marzo como el Día Internacional de la Felicidad, ese sentimiento tan mágico y a la vez tan complejo que, si puede entenderse como una simple reacción neurológica, se necesita establecer esquemas para poder explicarlo.

Tania Jáquez, experta en Psicoterapia, explica de manera técnica que para entender mejor este sentimiento, se puede consultar la pirámide de Abraham Maslow, basada en su teoría de la jerarquía de las necesidades básicas.

Este esquema está dividido en cinco niveles que conforman las necesidades básicas que el humano tiene y que están divididos en: Fisiología, Seguridad, Afiliación, Reconocimiento y Autorrealización.

Según la experta, a medida que se van cumpliendo las necesidades básicas, el individuo obtiene esa sensación de felicidad que lo ayuda a seguir día con día.

En cambio, si alguna de estas necesidades se ve interrumpida es cuando cae en la insatisfacción personal.

Otro aspecto que se toma en cuenta para el entendimiento de la felicidad, es el tener un sentido de vida, que se conforma con las propias metas u objetivos de cada persona.

“Quien tiene algo porque vivir puede soportar cualquier cómo”, cita la experta a Viktor Frankl, explicando que, si se tienen metas bien definidas, los obstáculos que van pasando en la vida se van superando, a costa de lo que sea, para lograr la felicidad.

La autoestima y el autoconocimiento son factores que pueden ayudan a obtener esa sensación de plenitud, asegura Tania Jáquez, ya que esto refuerza a la persona ante las críticas por parte de otra gente, que muchas veces influyen de manera negativa.

Para explicar el concepto de felicidad en individuos de distintas edades, la experta retoma el tema de las diferencias en las necesidades de cada persona. Por ejemplo, si un adulto logra obtener un ascenso, cumple con una necesidad de reconocimiento, mientras que para un niño le basta con cumplir con el aspecto fisiológico.

“La comida también me hace feliz”, dice Nicole.

18 recomendaciones
50 views
bookmark icon