Opinión

La Familia | Entrega a la familia

• Bookmarks: 39


“Si la familia es lo más importante en nuestra vida y no tenemos tiempo para ella, conviene que nos replanteemos con calma, hondura y valentía nuestra escala real de valores”. Tomás Melendo.

Susana Sánchez*

A lo largo de la vida, el orden natural de las cosas ha dispuesto que los seres humanos necesiten del cuidado, atención y cariño de los padres – de su entrega personal- para poder desarrollarse sanamente.

El cariño que surge de manera natural en la familia se debe cuidar para que crezca a lo largo de los años, este esfuerzo requiere paciencia, espíritu de servicio, humildad y a veces hasta sacrificio; el egoísmo, la fatiga y el acostumbramiento o la propia debilidad pueden hacer pequeño este amor natural que se desarrolla en el seno familiar, es por eso muy importante robustecer el amor humano dándole un sentido incluso sobrenatural a las pequeñas cosas de cada día que todos hacemos por amor a los nuestros.

La generosidad es siempre camino de felicidad, es por eso por lo que los padres debemos ser valientes y no temer al sacrificio que implica el darse a la familia por completo porque darse sinceramente a los suyos en un clima de amor y confianza tiene tanta eficacia que los frutos siempre serán personas felices.

A la hora de establecer prioridades, la familia debe estar en los primeros lugares siempre, el tiempo y el esfuerzo dedicados a aumentar el bienestar tanto material como emocional y moral de cada uno de los de nuestra casa debe estar marcado por una atención personalizada para cada uno. La convivencia, por ejemplo, es insustituible, mas importante incluso que el poseer muchos bienes materiales.

Es conveniente reflexionar de vez en cuando sobre la distribución de nuestro tiempo, en beneficio de la vida de familia y sacar propósitos de organizarlo mejor para encontrar momentos de sana convivencia, de muestras de cariño y de afecto que nos hagan una familia fuerte y unida.

El triunfo de la institución familiar depende en gran medida del esfuerzo y sacrificio personal que pongamos cada uno de los que vivimos en familia para que cada casa sea un verdadero hogar donde se respire la armonía que la sociedad necesita para regenerarse, familias que con su testimonio de vida sirvan de ejemplo y esperanza para muchas otras familias que viven tiempos difíciles.¨

*Psicóloga

39 recomendaciones
143 views
bookmark icon