Destacados

La alertas silenciosas del suicido

• Bookmarks: 10


Texto: Sonia Valenzuela

Fotos: Cortesía

ZACATECAS, ZAC.- José tenía apenas 12 años. Vivía en la comunidad de la Ermita, en Jerez. En los últimos días su familia lo notó ausente: no quería ir a la escuela: “Cosas de adolescentes”, pensaron sus papás. El martes 5 de noviembre desapareció, sus papás lo buscaron… fueron dos de sus hermanos más pequeños quienes descubrieron la escena: José estaba colgado, suspendido en medio de una habitación abandonada.

Este adolescente no es el único zacatecano que decidió quitarse la vida en fechas recientes: el viernes por la noche otro joven zacatecano, habitante de la comunidad Leobardo Reynoso, murió. Al parecer, también fue suicidio; el sábado un hombre fue encontrado por su esposa colgado de un árbol afuera de su domicilio; el domingo, la comunidad de Plateros se entristeció por la noticia del suicidio de una jovencita de 15 años. Todos estos casos ocurrieron en Fresnillo.

Algo le ocurre al ser humano en todo el mundo: se estima que cada 40 segundos se registra un suicido y por cada uno que se ejecuta hay 20 intentos. La práctica ha aumentado en los últimos 50 años hasta un 60%, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En el país los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) muestran el suicidio como la segunda causa de muerte entre jóvenes de 15 a 29 años.

Al año 6 mil personas se quitan la vida, la mitad de ellos eran menores de 35 años. Un 80% de ese grupo son hombres.

Las entidades que presentan mayor número de suicidios son: Chihuahua, Yucatán, Aguascalientes, Campeche  y Colima.

Sobre los métodos que tristemente son más usados para quitarse la vida se sabe que un 80% recurre al ahorcamiento; le sigue el disparo con arma de fuego, con 7.7%; el 6%, al envenenamiento con plaguicidas o substancias nocivas, mientras que el 1.8% se intoxica con medicamento o drogas, y el resto utiliza otros medios.

Zacatecas tiene el lugar número 21 a nivel nacional por muertes por suicidio. En los últimos seis años los suicidios han aumentado un 100%: hasta septiembre de este año se tenía el registro de 55 suicidios, según autoridades del Hospital de Especialidades en Salud Mental.

Te puede interesar: Rechaza SUTSEMOP afectaciones al incremento salarial en plan de austeridad

Los que se quedan, las víctimas de la culpa por un suicidio

“Lamento haber estado tan preocupada por lo que yo creía eran problemas graves, por la adolescencia, y no ver sus problemas, los de una persona adulta que no se comparaban con los míos… por no entenderla”.  Ese es el mensaje de una hija para su madre que murió por suicidio. Originaria de Calera, vivió hace más de una década el suceso más difícil de su vida: fue ella quien encontró a su madre al interior de su casa, colgando de una cuerda.

Sus cuestionamientos siempre recaen en el por qué y son imposibles de responder. Con el tiempo ha dejado de hacerlas. Desde que ocurrió el incidente padece ansiedad y depresión; sin embargo, el apoyo psicológico y el escuchar podcast de especialistas la ayudan constantemente ante una pérdida que ella califica como “insuperable”.

Sabe que algo le robó la sonrisa a su madre, algo le quitó las ganas de comenzar su día con toda la vitalidad que la caracterizaban. Antes disfrutaba de mantener la casa limpia… pero en cuestión de días dejó de hacerlo.

Días antes de su muerte ella era distinta, estaba irreconocible: “No puedo decir que no nos dio algún aviso: su actitud era muy diferente”. Ese es el mayor aprendizaje que, en su triste experiencia, puede compartir con otros: observar las actitudes de sus familiares y amigos, intentar comprenderlos y ayudarlos, “a veces lo único que se necesita es alguien que escuche”.

Te puede interesar: Sube Zacatecas su calificación crediticia

Insuficientes, las acciones para prevenir el suicidio en Zacatecas

Los especialistas recalcan que el suicido sí es un hecho prevenible. Las acciones para lograrlo, aseguran, se toman desde casa, mediante políticas públicas y la difusión en los medios de comunicación.

Luis Rodolfo Rendón Zavala, psicólogo general enfocado en el área clínica, afirma que del total de consultas que atiende en su consultorio hasta el 70% de los pacientes tienen pensamientos suicidas. Los factores son diversos y van desde un rompimiento amoroso o  problemas económicos hasta conflictos más complejos.

Sin embargo, destaca que también existen factores bioquímicos, como la ausencia de serotonina (sustancia asociada a la felicidad), que podrían afectar a personas que aparentemente no tienen una razón para pensar en quitarse la vida. Estos casos, destaca, son excepcionales.

En su mayoría las personas con tendencias suicidas sí presentan comportamientos diferentes que pueden advertir a familiares y amigos de que algo ocurre: “Todo suicida lo alerta; hay casos en los que no hay señales, pero son muy pocos. En realidad la mayoría de ellos son personas que hablan  muy a menudo de la muerte: sus despedidas son muy trágicas, se despiden y dicen: ‘No nos vamos a volver a ver’, y esa es la primera alerta. Son personas que normalmente están muy asociadas al tema de la muerte: ‘Ya no quiero vivir’… cuando consuman el acto es porque en realidad nadie les puso atención”.

Luis Rodolfo Rendón recomendó que la familia debe concientizarse y ser empática. Cuando alguien tiene ideas suicidas no hay que dejarlo solos, se deben de identificar las necesidades de la persona que pueden ser atención, dinero o problemas en las relaciones afectivas. Es necesario que la familia y amigos busquen ayuda profesional de manera obligada, ya que ante estos casos es requerida la intervención de dos profesionales: el psiquiatra y el psicólogo.

Reconoció que lo más difícil es que la persona que tiene pensamientos suicidas reconozca que necesita ayuda pero, mientras quiera hablar del problema, existe esperanza; por lo que estar receptivos y empáticos puede hacer la diferencia.

La culpa es uno de los tratamientos más frecuentes que presentan los  familiares de las personas que murieron por suicidio. Rodolfo Rendón llamó a quienes han perdido a un ser querido en esta situación, busquen atención profesional necesaria ya que cada caso es particular, pero si no se trata puede traer problemas otro tipo de problemas en quienes se quedan.

El suicidio se puede prevenir y desde la sociedad hay acciones que pueden hacer grandes diferencias, aseguró el especialista: “Sí existen programas en el estado, el detalle es que no se les da la difusión necesaria. Los medios deberían hacer más difusión sobre estos temas”.

Lamentó que el suicidio sea un tema popular año con año; únicamente, menciona, se le toma en cuenta en septiembre, mes en el que se conmemoran las acciones para prevenirlo. El resto del año se olvida.

En Zacatecas el Servicio de Emergencias 911 está preparado para atender urgentemente las crisis de personas con pensamientos suicidas. A nivel nacional también está disponible el número del Instituto Hispanoamericano de Suicidología A.C.  (+52) 5546313300. 300.

Te puede interesar: Atropellada, comparecencia de Gema Mercado

10 recomendaciones
251 views
bookmark icon