Opinión

Andar las vías | Allá, donde Zacatecas respira… llegó un cambio que nadie queremos

• Bookmarks: 39


Si el año pasado nuestros temores los tuvimos a flor de piel, en este 2021, con el transcurso de los días, los hemos ido ampliando

Luna Morena*

Antes del 2020 escuchábamos por los medios informativos los horrores de la delincuencia, y terminaba para nosotros al momento de apagar la televisión, la radio o el celular. Si acaso nos conmovía, nuestra expresión era: pobre gente, y con eso manifestábamos que estábamos conmovidos y llenos de pesar; sólo que ni tantito podíamos dimensionar el sufrimiento, la desesperación y el dolor de las personas viviendo el extremo de los aniquilamientos.

Ahora esas alteraciones no sólo las podemos ver, ahora todos los días las tenemos aquí entre nosotros, con vías de adueñarse de nuestra deslumbrante tierra, y posiblemente faltando metros para convertirse en rutina, y con ello afectando el turismo, la economía y a la población que vive de esto.

Desconozco cuánto han mermado los visitantes a esta capital, pero ante el aumento de los homicidios es bastante seguro que esto esté sucediendo, y no es para menos, puesto que a nivel nacional se ha dado a conocer un importante porcentaje de asesinatos y  desaparecidos, rebasando la cantidad ocurrida en el año 2020 cuando nuestra capital, por primera ocasión, fuera blanco del crimen organizado, quienes a su paso dejaran más de mil víctimas. Por supuesto que esto preocupaba a las autoridades, a la sociedad local y a quienes venían a conocer la ciudad, los cuales eran aconsejados que desistieran de hacerlo, suponiendo que fueran afectados por los maleantes.

Continuando en la misma sintonía, lo cual a nadie nos agrada por lo triste de sus efectos, y  lo evidente de sus hechos indignos, es necesario que la entidad tome sus debidas providencias, evitando transitar en horas umbrías; puesto que se convierten en la mayor oportunidad de los hampones, para llevar a cabo sus quehaceres indebidos, ya habituales entre todos sus miembros. Si el año pasado nuestros temores los tuvimos a flor de piel, en este 2021, con el transcurso de los días, los hemos ido ampliando. Y no es para menos, la violencia continúa en aumento, afectando a la población civil, policías, taxistas, doctores, doctoras; hasta familias hidrocálidas y policías de San Luis. También se han registrado enfrentamientos entre criminales, alcanzando a varios transeúntes, de genuina  sencillez, quienes nunca pensaron terminar de vivir entre tanta dureza.

Estos disturbios empiezan a ocurrir a la luz del día, como retando a la autoridad con su marca agresora, para después retirarse tal y como llegaron. Desde luego que estos sucesos causan una preocupación generalizada, por las repercusiones futuras respecto a las finanzas, que aunque nadie quiera, tendrán una disminución importante, esperando que el nuevo gobierno haga los milagros que otros pasaron sin ver, para no distraerse del signo de pesos creyendo merecerlos. Hoy la ciudad de prominente historial, por el quebrantamiento que la envuelve, ya no enamora ni deslumbra al siento (comentario de un destacado profesor de teatro), pero seguirá siendo nuestro bello Zacatecas.

*Escritora, poeta y promotora y difusora de la cultura. Soy tres estuches de monerías y casi un montón de cosas.

Síguela en Youtube: Antologías ferrocarrileras

En Facebook, como Luna Morena Lecturas que Contagian

y en lunamorena.com.mx

*Las opiniones plasmadas en las colaboraciones son responsabilidad de cada autor, así como su estilo de escritura. Ecodiario Zacatecas sólo es una plataforma digital para darlas a conocer a sus lectores.

39 recomendaciones
46 views
bookmark icon